Argentina negocia concluir dos años antes el contrato de gas con Bolivia

El contrato es hasta 2026, pero Argentina quiere que acabe en 2024. El Gobierno porteño exige que Bolivia cumpla con el volumen pactado. YPFB cobró un precio récord de $us 20 este año al Gobierno de Fernández.

Argentina negocia con Bolivia la conclusión del contrato antes del 2026 y el mismo volumen de este año para 2023: 14 Millones de metros cúbicos MMm3/d en invierno. El presidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Armin Dorgathen, confirmó que están en negociaciones, pero no brindó mayores detalles.

La secretaria de Energía de Argentina, Flavia Royón, dijo que están en negociaciones con autoridades bolivianas del área energética para concretar ese volumen que se destinará a las provincias del Noroeste.

Royón mencionó que se evalúan alternativas para el abastecimiento en el invierno en caso de que Bolivia no esté en condiciones de enviar 14 MMm3/d.

“Importaríamos energía eléctrica de Brasil o Chile, pero sería un problema para Argentina”, respondió textualmente la autoridad argentina en contacto telefónico.

El requerimiento de gas natural por el país vecino es similar al volumen que estaba incluido en la sexta adenda que establecía la provisión de 14 MMm3/d de gas natural firmes en los meses de invierno e incluso dando prioridad a la Argentina por hasta 18 MMm3/d en total para el periodo mayo a septiembre del año que culmina.

En busca de autonomía

Royón reveló que se negocia también la conclusión del contrato de compraventa de gas natural con Bolivia hasta el 2024, tomando en cuenta que la construcción del gasoducto Néstor Kirchner, en su segunda etapa, estará operable en el segundo semestre de ese año.

El tendido de este ducto será financiado por el Banco Nacional de Desarrollo de Brasil (Bndes) de $us 689 millones para la culminación del segundo tramo que se empalmará a otros gasoductos para la exportación de gas natural desde Vaca Muerta.

“A Brasil se exportará por otros gasoductos a la altura del Noreste argentino (NEA)”, mencionó Royón, al decir que existe la probabilidad de vender gas argentino por la infraestructura de Bolivia a partir del 2025.

Hace tres días el ministro de Economía, Sergio Massa, se reunió con el designado ministro de Hacienda del nuevo gobierno de Brasil, Fernando Haddad, en su casa en São Paulo para hablar sobre la futura exportación.

El geólogo y analista Gustavo Navarro comentó que el Bndes otorgará el crédito a Argentina para consolidar otra vez por 30 años de autonomía energética y algo muy parecido a lo que hizo con Bolivia sabiendo las bondades de los megacampos de San Alberto y Sábalo en Tarija.

“Se realizó la transferencia anticipada de información/estudios al respecto con lo cual también aseguraron abastecimiento para sus industrias y el Bndes financió el ducto de Gas Transboliviano (GTB). Negocios son negocios”, indicó.

A su vez, el presidente del Instituto Argentino de Energía ‘General Mosconi’, Jorge Lapeña, es optimista de que Argentina seguirá comprando gas boliviano unos años más porque cuando se construya la tercera etapa del gasoducto Néstor Kirchner, que incluye la reversión de flujo del ducto del Norte, se podrá prescindir del energético desde Bolivia.

En su opinión, eso no ocurrirá antes de los tres años que se contabilizan desde ahora.

Mientras Fernando Leiter, socio de Gas Energy, dijo que no se puede dejar de mencionar dos proyectos de Argentina que, de llevarse a cabo, darían otra fuente de evacuación de gas natural y de exportación como lo son el proyecto de YPF con Petronas, por un lado, el de TGS con Excelerate Energy, por el otro, sin olvidar que nuevamente se está explorando la posibilidad de llevar gas natural a Brasil a través de la infraestructura existente en Bolivia.

Bolivia podría perder dos mercados si se consolida la exportación de gas natural al mercado de Brasil por parte de Energía Argentina y esa empresa deja la dependencia del gas boliviano, como se pretende acortar la vigencia del contrato de compraventa que vence en 2026.

Precio récord

YPFB registró un precio récord de $us 20 el millón de la Unidad Térmica Británica (BTU) en la venta de gas natural a Argentina durante el invierno de 2022, monto nunca antes alcanzado en la relación comercial con el vecino país, informó el ministro de Hidrocarburos y Energías, Franklin Molina.

“Nunca antes se había vendido a este precio, ya que el máximo en años anteriores había sido de $us 10 y $us 11”, destacó la autoridad el ministro de Hidrocarburos de Bolivia, Franklin Molina. Con el nuevo precio se generó alrededor $us 100 millones adicionales.

Fuente: El Deber

Ultimas Noticias

Comentarios