Al 20 de febrero de 2019: Dólar Venta BCB: 6,96 Dólar Compra BCB: 6,86 €/$us: 0.88199 Bs/euro: 7.77787 UFV: 2.29555  Peso Argentino/$us: 39.28070 Yen/$us:110.66000 Real/$us: 3.71460 Oz.Troy Oro $us: 1,339.71000 Oz.Troy Plata $us: 15.99090

 

La hora del despegue. Tras una larga postergación de su desarrollo económico, las ciudades fronterizas con Brasil, Puerto Suárez y Quijarro por fin tienden a avanzar. El proyecto Mutún se concretará en 2019 tras el desembolso inicial de $us 9,9 millones a la firma Sinosteel y el 31 de diciembre el presidente Evo Morales alista una visita a Puerto Suárez para firmar el anhelado proyecto integral de Puerto Busch con una inversión público-privada de $us 250 millones.

Así lo dieron a conocer de manera exclusiva a money.com.bo representantes de algunos sectores. La firma se efectuará entre el primer mandatario, Evo Morales y los presidentes de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia, Ronald Nostas, y el titular de la regional de Santa Cruz, Luis Barbery.

Hace unos meses esa población fronteriza vivió una algarabía por la entrega del aval internacional a los puertos nacionales Jennefer, Aguirre y Gravetal que operan en el Canal Tamengo, que se conecta con la hidrovía Paraná–Paraguay. Ahora la noticia impacta, pues estos dos millonarios proyectos, Mutún y Puerto Busch, pueden generar miles de empleos y el surgimiento de un verdadero polo de desarrollo.

El proyecto es un anhelo casi centenario en la región oriental. A diferencia de los tres puertos, que se encuentran vinculados indirectamente a la hidrovía Paraná–Paraguay, la zona donde se tiene proyectado construir Puerto Busch es parte de esta red fluvial que desemboca en el océano Atlántico.

Inicialmente, el Gobierno calculó que el desarrollo del proyecto demandaría entre $us 600 y $us 800 millones. En la actualidad, este puerto opera en su capacidad mínima, solo existe un pequeño muelle que es usado para exportar mineral, que extrae la Empresa Siderúrgica el Mutún (ESM).

La Cámara de Exportadores de Santa Cruz y el IBCE refieren que los $us 250 millones para el proyecto son una alternativa más económica planteada anteriormente por el Gobierno.

Jorge Arias Lazcano, presidente de la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco), explicó en una anterior oportunidad que de forma anual el país mueve 10,5 millones de toneladas de carga, entre productos de exportación e importación. De esta cantidad, 5,5 millones de toneladas se mueven por vía marítima- fluvial. De este monto 4,1 millones de toneladas van a los puertos en el Pacífico y solo 1,7 millones pasan por el Atlántico.

Director de la ESM destaca desembolso

El miércoles, el presidente de la Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM), Jesús Lara, informó de que se desembolsó el anticipo de 9,9 millones de dólares a la empresa china Sinosteel, en apego al contrato con esa compañía, y dijo que se espera que esa firma asiática inicie la construcción de la Planta Siderúrgica en la primera semana de enero próximo.

Explicó que, tras esa cancelación, el Eximbank de China debe desembolsar una primera contraparte de 56 millones de dólares hasta finales de este año.

Esto era considerado como el ‘último escollo’ para arrancar con las obras físicas de esa factoría de acero.

Recordó que la Planta Siderúrgica del Mutún producirá 194.000 toneladas anuales de laminados de acero, conocidos como barras de construcción, que servirán para cubrir al menos el 50% de la demanda interna del país.

Se prevé que la Planta, cuyo costo total supera los 500 millones de dólares, esté concluida a comienzos de 2021, señaló Lara.

Al respecto, Antonio Tudela, director de la ESM por el municipio de Puerto Suárez, agradeció al Gobierno central y en particular al presidente del Estado Plurinacional Evo Morales.

“Este es un momento de regocijo. Sin embargo, quiero aclarar que esto no quiere decir que nosotros dejemos de fiscalizar el accionar de la empresa. Aquí se concreta el proyecto después de dos años de espera. El desembolso está y el plazo comienza a correr a partir del 1 de enero de 2019. Ahora pedimos que el alcalde municipal de Puerto Suárez Sebastián Hurtado busque los acercamientos con el Gobierno para ver las condiciones sociales y sanitarias de la región para dar condiciones a la gente que llegue de China y los propios trabajadores de la siderúrgica”, sugirió Tudela.

El director de la ESM, calcula que la migración será entre 20.000 y 30.000 personas. Si bien existen los espacios físicos pero falta salud, educación y servicios básicos.

“Los trabajos que genere el proyecto debe ser primeramente para la gente de Puerto Suárez y de la provincia Germán Busch. Tenemos buena mano de obra y esa gente debe trabajar”, complementó Tudela.

 

 

EcoFinanzas