Al 23 de enero de 2019: Dólar Venta BCB: 6,96 Dólar Compra BCB: 6,86 €/$us: 0.87974 Bs/euro: 7.79918 UFV: 2.29283 Peso Argentino/$us: 37.71500 Yen/$us: 109.66000 Real/$us: 3.76010 Oz.Troy Oro $us: 1,280.42000 Oz.Troy Plata $us: 15.26950

 

CNC
 

En carta dirigida a tres ministros de Estado, el presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Bolivia (CNC-Bolivia), Marco Antonio Salinas, propuso que el 15% del doble aguinaldo debería ser también destinado a otros sectores como entretenimiento, restaurantes, hotelería y otros servicios que habrían quedado al margen de dicha disposición estatal.

En la nota que fue remitida a los ministros de Planificación del Desarrollo, Economía y Finanzas Públicas y Trabajo, el presidente de la CNC reiteró la posición crítica de los empresarios respecto al pago del segundo aguinaldo por cuanto “afectará de forma negativa a todas las empresas del sector privado formal, reduciendo la posibilidad de realizar inversiones, crear más empleo digno e incluso amenazando la subsistencia de muchas de ellas”, señala una nota de ANF.
 
Salinas afirmó que limitar el gasto del 15% del doble aguinaldo a la compra de un reducido conjunto de bienes no hace más que “profundizar los problemas que esta medida genera”, ya que “restringe tanto la libre elección de los trabajadores, quienes deberían poder destinar sus ingresos a los fines que crean más convenientes, como la posibilidad de varios de sectores de ofertar sus productos y servicios al mercado en condiciones equitativas”.
 
Citó la Constitución Política del Estado que define en los artículos 306, 308, 311 y siguientes, que “Bolivia cuenta con una economía plural constituida por 4 formas de organización económica comunitaria, estatal, privada y social cooperativa”, teniendo como principios rectores la articulación, complementariedad, reciprocidad, redistribución, igualdad, seguridad jurídica, sustentabilidad, equilibrio, justicia y transparencia.
 
Aseveró que el Estado tiene como obligación el reconocer, respetar y proteger toda forma de iniciativa privada, garantizar la libertad de empresa y el pleno ejercicio de las actividades empresariales y de organización económica establecidas en esta Constitución “gozando de igualdad jurídica ante la ley, por lo que debe promover la integración, con el objeto de lograr el desarrollo económico y social”.
 
En ese sentido, afirmó que “las empresas urbanas y/o rurales de comercio, servicios no podrían bajo estos parámetros constitucionales ser discriminadas, sino ser incluidas como posibles proveedores”.
 
“Por esto, creemos que la apertura del gasto del 15% del doble aguinaldo al sector de los servicios como el entretenimiento, alimentación, restaurantes y hotelería entre otros, prestados en su gran mayoría por empresas y marcas nacionales, generadoras de empleo y recursos para el país, puede contener en alguna medida el efecto negativo del doble aguinaldo sobre la economía de las empresas”, acotó.
 
Explicó que esto se fundamenta en la importancia de estos sectores para la economía nacional, ya que solo en términos de empleo, el sector de los restaurantes y hotelería absorbe a casi el 8% de la población ocupada en el área urbana del país, que a su vez demanda insumos de otros sectores, como la agricultura y el transporte.
 
Señaló que en el caso de los servicios a las empresas, personas y hogares, sectores que aglutinan una infinidad de actividades, como el entretenimiento y la recreación, además de servicios de salud por ejemplo, la población ocupada en ellos es de aproximadamente el 15% de la PEA, por lo que “esta es una economía altamente enfocada en los servicios y por lo tanto es lógico que este gasto dirigido pueda también llegar a estos sectores”.
 
Mencionó que un segundo fundamento técnico está vinculado al perfil de gastos que hacen las familias y la relación de este con la recurrencia de los ingresos.
 
Dijo que en general, los gastos fijos, como alimentación, pago de vivienda y otros necesarios para la subsistencia de las familias son cubiertos con el salario mensual.
 
Sin embargo, aclaró que en el caso del doble aguinaldo, su carácter extraordinario hace que su uso no esté necesariamente relacionado a gastos básicos, sino que muchas veces esté vinculado a la cobertura de otro tipo de necesidades, dentro de las que se encuentran los servicios como los que hemos planteado.
 
También cuestionó que el uso de medios de pago electrónicos sugeridos por el gobierno por cuanto limitaría en gran medida el costo administrativo que implica el pago bajo el criterio que se ha propuesto, pero que además abre una oportunidad para fomentar la formalización de la economía, ya que en general “son las empresas representadas por nuestra entidad, y que en su mayoría se dedican a la prestación de servicios, las que están mejor preparadas para llevar adelante el cobro a través de estos medios de pago”.
 
Finalmente, ante las definiciones del Gobierno Central, afirmó que la CNC-Bolivia ve necesaria y urgente “una reglamentación que permita un desarrollo transversal de la economía, para lo cual nos permitimos realizarle esta propuesta que vela por la sostenibilidad de las empresas formales, principales creadoras de empleo digno”.

EcoFinanzas