Al 18 de diciembre de 2018: Dólar Venta BCB: 6,96 Dólar Compra BCB: 6,86 €/$us: 0.88106 Bs/euro: 7.78608 UFV: 2.28959 Peso Argentino/$us: 38.24570 Yen/$us: 112.76000 Real/$us: 3.90200 Oz.Troy Oro $us: 1,245.46000 Oz.Troy Plata $us:  14.65900

 

Los transportistas tarijeños que se dirigen a diferentes destinos por la carretera al Chaco están varados en medio de derrumbes y torrenciales lluvias. El dirigente del transporte pesado del departamento, Juan Carlos Borda, indicó que los transportistas viven un calvario, especialmente en el tramo del Puente Jarkas a Piedra Larga y la ruta a Entre Ríos.

“Cuando hay derrumbe por la variante, tenemos que dar la vuelta por Castellón. Se tranca Castellón y tenemos que esperar hasta que vaya la máquina a dar paso”, expresó Borda.

Es precisamente el problema que están atravesando estas jornadas de lluvias, pues ambos tramos se encuentran con derrumbes que no permiten ninguna alternativa para los conductores.

“Nosotros tenemos pérdidas económicas porque no podemos cumplir con los contratos. Tenemos un tiempo de entrega de la carga que llevamos hacia Santa cruz o el Chaco. Entendemos que son problemas del tiempo y tenemos que pararnos”, dijo Borda al diario El País.

Por este motivo, el día lunes, el sector de transporte pesado tendrá una reunión de emergencia con el Servicio Departamental de Caminos (Sedeca) y con (ABC) para solicitar una solución que permita que los trasportistas puedan viajar con mayor seguridad en el tiempo que corresponde.

Asimismo, el dirigente señaló que la “en Piedra Larga hubo mucho descuido de la empresa que está haciendo el mantenimiento tal vez por falta de recursos. Al menos es el pretexto que ponen ellos y por eso existe este retraso”.

A pesar de que el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) emitió anteriormente una alerta de nivel naranja en el departamento de Tarija, en donde se verían afectadas las provincias Gran Chaco, O’Connor, Arce y Cercado, no se tomaron las reservas para evitar que los conductores se queden atascados en medio del camino.

La Administradora Boliviana de Caminos (ABC), indicó que las empresas que se encuentran a cargo de los tramos con dificultades son las responsables de prever esta situación. Sostuvo que dentro de su competencia se debería desplegar el plan de conservación, lo que reduce el impacto de las lluvias en los caminos.

EcoFinanzas