Al 21 de enero de 2019: Dólar Venta BCB: 6,96 Dólar Compra BCB: 6,86 €/$us: 0.87958 Bs/euro: 7.79918 UFV: 2.29265 Peso Argentino/$us: 37.57000 Yen/$us: 109.76000 Real/$us: 3.75440 Oz.Troy Oro $us: 1,282.22000 Oz.Troy Plata $us:15.36590

 

* Marcelo Vásquez Lema

En el “Viejo continente”, por dar un ejemplo, existen varias ciudades que se pueden considerar “universitarias” y que, generalmente, se caracterizan por tener al menos una de estas instituciones de mucho prestigio e historia. A su vez, cuentan con un movimiento económico que se centra en las actividades académicas; lo cual incluyen editoriales universitarias, bibliotecas, laboratorios, incubadoras de empresas, residencias estudiantiles, transporte y espacios públicos que facilitan las actividades académicas, entre otros.

Hace un par de días, invitado por el Concejo Municipal, estuvimos participando en la presentación de la Ley Autonómica Municipal # 697 “Ley de ciudad universitaria, tecnológica y científica”, la cual declaró a la ciudad de Santa Cruz de la Sierra como ciudad universitaria. La presente ley tiene como finalidad;

  • promover el fomento de la educación superior universitaria enfocada en alcanzar un desarrollo humano integral;
  • establecer mecanismos de cooperación multilateral entre gobierno municipal y las universidades para planes y proyectos que afecten en desarrollo de la ciudad en sus diferentes ámbitos;
  • fomentar y promover la investigación, desarrollo e innovación del conocimiento;
  • impulsar la generación del conocimiento, desarrollo tecnológico, emprendimientos y espacios inteligentes;
  • fortalecer programas y proyectos tecnológicos y científicos; y
  • facilitar y democratizar la información científica y profesional para el desarrollo de la ciudad y de los estudiantes y profesionales.

Me gustó mucho esta iniciativa, porque puede complementar las acciones que se toman para mantener y mejorar el desarrollo de esta ciudad y la calidad de vida de sus ciudadanos, siempre que tengamos la capacidad de materializarla eficazmente con hechos concretos y sostenibles.

En mi opinión hay acciones concretas que, en el corto plazo, se deben trabajar de forma responsable para asegurar que se generen las condiciones mínimas que permitan la aplicabilidad eficaz de esta ley y los resultados positivos sobre la sociedad: 

  • Dar una solución de fondo al transporte público, y otros aspectos clave de la movilidad urbana, que permitan un desplazamiento cómodo, seguro y ordenado de la población estudiantil y de toda la ciudadanía en su conjunto;
  • asegurar espacios públicos adecuados para que los estudiantes puedan leer, ejecutar actividades académicas complementarias, entre otros. Esto incluye un acceso libre, y de calidad, a internet; espacios para trabajos grupales y de relajamiento, entre otros;
  • mejorar, sustancialmente, los mecanismos que den seguridad ciudadana;
  • promoción, como ciudad universitaria, en medios y eventos internacionales como parte del presupuesto municipal de la ciudad;
  • mejoramiento de bibliotecas públicas, y establecimiento de exigencias mínimas de actualización y facilitación de uso de bibliotecas privadas;
  • fomentar la investigación e innovación para dar solución a las problemáticas municipales y nacionales a través de la invitación a universidades para la presentación de ideas (a través de sus estudiantes y docentes) en los diferentes proyectos sociales, de salud, infraestructura, entre otros, que se deban ejecutar dentro del plan municipal. Esto transparentaría y daría mayor sentido de pertenencia y aporte a los futuros profesionales y la ciudadanía en general;
  • fomento a la publicación de libros locales de ámbito académico, estableciendo cupos mínimos de producción por universidad por año, sin que esto vaya en desmedro de la calidad de estos;
  • contar con un programa conjunto, municipio-universidades, de eventos académicos que puedan ser socializados a toda la comunidad universitaria, y en general, para su participación masiva;
  • definir mecanismos que aseguren, por parte de las organizaciones públicas y privadas, la consideración de los proyectos e investigaciones académicas en la medida de su pertinencia, adecuación y economía;
  • trabajar en el cambio de la mentalidad ciudadana con respecto al “corto plazismo”, la lectura, la responsabilidad colectiva, el orden y limpieza, el respeto, orgullo cruceño, entre otros aspectos; y
  • establecer una reglamentación de condiciones mínimas que brindan aquellos quienes ofrecen alojamiento a estudiantes nacionales y extranjeros en esta ciudad. Incluyendo aspectos como espacios comunes con acceso a internet y mesas de estudio.

En un inicio es clave el trabajo coordinado, y de complementación, que tengan las universidades privadas y pública, más allá de sus intereses particulares, en beneficio futuro de toda la ciudad y ellas mismas en el mediano y largo plazo. Asimismo, el municipio cruceño jugará un papel clave en aspectos de infraestructura pública, regulación y fomento al uso de propuestas locales de investigación e innovación.

* Especialista en Gestión de Calidad, Conferencista, Autor y docente universitario.

Análisis