Al 18 de septiembre de 2018: Dólar Venta BCB: 6,96 Dólar Compra BCB: 6,86 €/$us: 0.85580 Bs/euro: 8.01589 UFV: 2.28219 Peso Argentino/$us: 39.54910 Yen/$us: 111.85000 Real/$us: 4.12630 Oz.Troy Oro $us: 1,200.69000 Oz.Troy Plata $us:14.17140

Los productores de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo) presentarán este mes al Gobierno una semilla genéticamente modificada de soya resistente al estrés hídrico, para que se autorice su uso y se introduzca a la producción, informó el gerente general del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), Gary Rodríguez.

"Anapo va a presentar en este mes la posibilidad de introducir una semilla de soya resistente al estrés hídrico, una semilla de soya que ha sido mejorada genéticamente con inoculación de características especiales que tiene el girasol y que pueda aprovechar de forma la humedad, de tal manera venga el estrés hídrico y pueda seguir creciendo sin la necesidad de más agua", dijo.

Los empresarios privados presentarán el 19 de marzo al Gobierno nacional una propuesta para el uso de biotecnología en la producción de soya, maíz, caña de azúcar y algodón.

En ese marco, Rodríguez espera que el Gobierno apruebe el uso de la biotecnología porque significará para el país un ingreso adicional de 300 millones de dólares por año.

Además, dijo que el uso de la biotecnología será una buena respuesta al cambio climático y disminuirá los costos por el uso de plaguicidas en los cultivos. 

"Por lo tanto, para que aumente la productividad, el rendimiento y que el agricultor tenga un buen ingreso, nos estamos refiriendo a esos agricultores que la están pasando mal", apuntó.

Subrayó que se tiene experiencia del uso de esa semilla en Argentina y dijo que los resultados se verán en corto plazo, entre 90 a 120 días.

El gerente del IBCE recordó que en 2005 en el país se introdujo la soya resistente al glifosato (Soya RR), que incrementó los rendimientos de 1,71 a 2,1 toneladas por hectárea.

Afirmó que el uso de semillas genéticamente modificadas permitirá que Bolivia sea competitiva con los países del Mercado Común del Sur (Mercosur).

Agropecuaria